Diciembre 2017
LunMarMiérJueVieSábDom
    123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Calendario Calendario


Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

default Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Hiyori Sarugaki el Miér Abr 03, 2013 3:11 pm

Se había saltado las clases durante todo el día. Era el aniversario de su instituto y pasaba de las tontas ceremonias que se harían por el aniversario de ésta. Ya pasaba de las clases corrientes como para interesarse siquiera de que su insti celebrara que había cumplido un año más. ¡Menuda estupidez! Es por eso que la rubia chica se quedó en casa vagueando gran parte de la mañana, comió algo por ahí y a la hora de salir del insti, no solo en el suyo sino en todos por lo general, se marchó al instituto Dokusei.

En un primer momento marchaba con la idea de encontrar a aquel tipo de la otra noche, un tal Zack. Le valía con recordar aquellos cabellos azules para reconocerlo desde lejos. Así que media hora antes de que acabaran abriendo esas condenadas puertas para soltar a la jauría de perro que era aquel lugar al que llamaban instituto, Hiyori se coló entre las verjas, escalándolas sin mayor problema y por tanto, colándose en aquel lugar.

Sabía donde entraba, y aun así no estaba mal de la cabeza por entrar allí sabiendo el tipo de gente que había. ¡Ja! Sería mujer, pero eso no quitaba a que no pudiera hacer frente a alguno de aquellos cuervos.

Sin toparse con nadie durante gran parte del camino, la chica, ataviada con su chándal rojo y sus sandalias, marchó hacia el interior del lugar, rondando por los pasillos. La gente no es que estuviera en clase, al menos toda, siendo un cachondea aquello a lo que ellos llamaban clase, teniendo al profesor sentado en su lugar mientras sus alumnos hacían lo que les salía de los huevos. Hiyori, sin mayor problema caminaba tan tranquila por el lugar, todo recto, con las manos en sus bolsillos del pantalón.

Al de un rato, la sirena sonó, empezando a llenarse el pasillo de mas y mas chicos ataviados a medias de aquel oscuro uniforme, sintiéndose en mitad de una manada de bisontes al ser la grandísima mayoría mas altos que ella, acabando Hiyori por dejarse arrastrar por esa marea humana de nuevo hacia la salida. Al menos hasta que logró esconderse tras una de las columnas del pasillo, resguardándose sin que nadie percatara en ella, viendo a todos aquellos chicos pasar frente a ella, quedándose con el rostro de algunos de ellos para sus futuras “visiones yaoi”.
avatar
Hiyori Sarugaki
Primer Año - Sakuranomori
Primer Año - Sakuranomori

MENSAJE : 10
Localización : Sigue mi rastro por las calles y darás conmigo...

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Tukusama Hidetoshi el Jue Abr 04, 2013 10:16 am

Se encontraba en el terreno baldío que ocupaban para jugar baseball. No tenía ganas de entrar a clases, por si lo que daban en esos salones repletos de combos, patadas y griteríos se le podía llamar clases. Esa última semana había estado con el ademán de estar sólo, tranquilo, tratando de pensar las mil y un cosas que se le amontonaban una tras otra en la cabeza y en su diario vivir. ¿Qué estaba haciendo allí? Estaba tirado en una de las bancas sobreviviente al terror de ese lugar, mirando con su único ojo bueno el nublado día que se le presentaba. No podía ser peor.

No tenía ganas de ser molestado ese día, estaba siendo un completo fastidio tener que aguantar caras nuevas y otras antiguas en el lugar. Por un lado tener que escapar de la insistencia de uno de los estudiantes nuevos y estar preparado por si al otro se le ocurría recurrir a los golpes, por otro lado se encontraba el gorila azul que decía ser su amigo y que hace pocos días había decidido contarle a desconocidos la mitad de su vida y secretos... Tsk ¿Se podía poner peor?

De repente una vibración provino del bolsillo del castaño, haciendo que se sentase en la banca al tiempo en que sacaba su aparato celular. Cuando miró hacia el frente logró percibir una figura minúscula por el terreno, viendo cómo se adentraba en la escuela como si nada. Alzó una ceja curioso, no recordaba a nadie con esas facciones ¿Sería un estudiante nuevo? Volvió a sentir la vibración en su mano haciendo que lo de recién pasase a un segundo plano. Miró la pantalla y al leer el nombre que aparecía en esta "Mujer escandalosa" sólo chasqueó la lengua y guardó el teléfono, poniéndose de pie.

Una de las razones por la que odiaba primavera: El festival de las flores de Sakura donde era obligado a ir con esa mujer del brazo. Si, esa semana iba de mal en peor. Tomó camino hacia los pasillos sucios y desordenados del edificio para dirigirse hacia la otra salida, justo en tiempo donde todos se largaban de una vez por todas de esas paredes para hacer sus desmanes fuera del lugar.

Estaba por mandarlo todo lejos para volver a ser él mismo cuando su teléfono volvió a vibrar, volviendo a ver de quién se trataba en la pantalla.

-¡Ah! ¡Estúpida mujer! ¡Deja de meterte en mi camino! -exclamó sin darse cuenta de quién estaba delante suyo chocando con alguien mucho más bajo que él mismo haciendo que con el choque tirase su teléfono. Frunció el ceño dispuesto a pelearse con quien sea que se hubiese metido en su camino, leyendo el kanji extraño que llevaba en la chaqueta- Oi mono ¿Tienes algún problema? ¡Uh?!



"Quienes se aferran a la vida mueren,
Quienes desafian a la muerte sobreviven."


avatar
Tukusama Hidetoshi
Segundo Año - Dokusei
Segundo Año - Dokusei

MENSAJE : 203
Localización : pff... Acaso te importa...?!

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Hiyori Sarugaki el Jue Abr 04, 2013 3:47 pm

Una vez se resguardó de la intensa oleada de grandullones que eran esos descerebrados cuervos del Dokusei, Hiyori, cunado ya había algo menos de flujo de alumno por los pasillo, se arriesgó a volver a meterse dentro de aquella marabunta de extraños, acabando de nuevo contra corriente. Lo que daba un paso hacia delante, aquellos tipos la hacían ir tres hacia atrás, arrastrándola a su paso. Ser tan pequeña (en comparación) la hacia invisible en aquel lugar para todos.

Tras esforzarse en vano al caminar hacia delante, avanzando hacia atrás, acabó por cesar su retroceso de golpe cuando contó algo contra su espalda. La chica se giró, y alzando su vista un poco hacia el rostro de aquel tipo que hacia de tope contra la oleada de alumnos que cada vez iba siendo menor, se fijó en su parche, mirándolo con total descaro sin hacer nada mas, despertando de su embobamiento ante las palabras del contrario.

-No, ninguno –dijo tan tranquila, y como sabía donde se encontraba, que no estaba en lugar muy posiblemente peligroso por lo que había oído del lugar, hizo sonar los nudillos mientras añadió; -pero si los quieres adelante –dijo atrevida, sin miedo, al no conocer que tipo de persona era aquel tipo parcheado. Siempre que se oía algo respecto al Dokusei eran cosas como que le había partido la cara a uno, le habían dado una paliza a otro o simplemente que se habían dado de ostias entre ellos por una estupidez. Eran como chimpancés en celo todos a ojos de Hiyori, y más tras conocer a Zack en aquel bar rodeado de jóvenes ukes restregándose contra él.

Spoiler:
Off, siento que sea tan cortito, pero no se me ocurria mucho para este post :S
avatar
Hiyori Sarugaki
Primer Año - Sakuranomori
Primer Año - Sakuranomori

MENSAJE : 10
Localización : Sigue mi rastro por las calles y darás conmigo...

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Tukusama Hidetoshi el Lun Abr 15, 2013 5:39 pm

Miró al chico con su ojo cuando escuchó la respuesta, tsk, las apariencias del chico no le sonaban de nada y aún así se daba los aires para molestarlo en medio de su tan importante... discución con el teléfono. Frunció un poco más el ceño ¿Que aires se daba al responderle de aquella manera? Incluso con tales apariencias tan poco masculinas, sí, parecía que es tarde sería entretenida, al menos tendría una excusa para no ir a tratar con aquella chica tan problemática.

-Crespas bien las plumas para ser tan enano, mono... -mencionó ladeando una sonrisa de total grandeza. Posó una de sus manos en la cabeza del contrario oprimiendo hacia abajo al tiempo en que este se agachaba para recoger su teléfono- Verás... me importa una mierda si eres nuevo por estos lugares... te partiran tantas veces el culo que no volverás a querer salir de casa y estarás prendido de la falda de tu mami... -iba subiendo el tono de su voz al tiempo que hablaba tomando con más fuerza para guiar el cuerpo contrario hacia una pared cercana.

Sí, su manera de desestresarse era como la de muchos en aquel lugar, pero debía de admitir que al menos podía tener excusas, perfectas, para agarrar a golpes a lo primero que se cruzara, no importaba el tamaño.

¿Abusivo? No lo creo, era más como una bienvenida para Hidetoshi, después de todo era algo azaroso y que le haya tocado justo al tuerto podía tomarse por completo como coincidencia.

-Veamos, podemos marcar bien aquel rostro tan bien cuidado.. -continuaba con sus amenazas tomando al contrario por la playera. Fue cuando sintió algo extraño frunciendo por inercia el ceño- ¿Un bulto...? -mencionó en un susurro volviendo su único ojo a la zona de la playera, apretando un poco más su mano en la zona del torso- ¿... podrías ser tú....? -Una extraña sonrisa se formó en sus labios al tiempo que elevaba suave una ceja-



"Quienes se aferran a la vida mueren,
Quienes desafian a la muerte sobreviven."


avatar
Tukusama Hidetoshi
Segundo Año - Dokusei
Segundo Año - Dokusei

MENSAJE : 203
Localización : pff... Acaso te importa...?!

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Hiyori Sarugaki el Sáb Abr 20, 2013 1:46 pm

-Será el pelo, no las plumas, parcheado –comentó rápida Hiyori, haciendo referencia a que los monos no tenían plumas, sino pelo, de ahí su “comentario correctivo” dicho mirando al contrario, cerrando los ojos cuando el contrario oprimió su cabeza hacia abajo al agacharse a por su celular. –Oeh! Déjame, es molesto! –gruñó hasta que se puso en pie de nuevo aquel tipo parcheado de un ojo, mirándole con unos ojos rasgados de irritación, apretando las mandíbulas mientras le escuchaba hablar, sintiendo la pared a su espalda.

-Tsk! Mira como tiemblo parcheado –esbozó una media sonrisa ególatra pese a estar un poco acojonada en sus adentros. –Lo que me dices que me podría pasar aquí, comparado con lo que tengo que pasar en casa no es nada, así que puede que me quede… -alzó en un gesto despreocupado los hombros, fingiendo muy bien pasar del tema, de las palabras intimidantes del cuervo aquel.

Hiyori estaba claro que mentía, aunque no del todo. Solía llegar tarde a casa todos los días a propósito con tal de no pasar mas tiempo del necesario en aquella caja de zapatos en la que vivían tres personas; su prostituta madre a la que no quería ni ver, a su hermano mayor miembro de la yakuza y ella. Era un infierno su hogar, si es que podía llamarlo así. Desde pequeña, su vida familiar había sido una mierda, un infierno; padre enchironado, madre un vaga, alcohólica y prostituta y su hermano un simple peón de los yakuzas, teniendo la chica el miedo siempre en el cuerpo cuando su hermano tardaba demasiado en regresar a casa.

Dejo de apretar las mandíbulas cuando le soltó de la cabeza, apartándose aquella manaza que ahora le tomaba de la playera, notando como al tomar ésta tocaba uno de sus pequeños pechos, casi imitando al contrario, mirando a su propia playera y luego al contrario, quien apretó descaradamente un poco mas su pecho. Lo poco que tenía.

-¿Vas a tocar mucho mas, parcheado pervertido? –dijo con indirecta, torciendo el morro y con una ceja alzada. –Sí, soy un tía, y suéltame si no quieres acabar por el suelo –dijo no muy deprisa, estando mas que acostumbrada a “aquel tipo de situación”, aunque era la primera vez que alguien se enteraba tomándole de uno de sus pequeños senos. –Cuento hasta tres. Uno… ¡que sueltes ya te digo! –soltó apenas llegando a contar a dos, impaciente por el toque del contrario, dando un puñetazo a la entrepierna ajena con todas sus fuerzas.

Podría parecer una canija debilucha, pero su carácter y su verdadera fuerza era desproporciónala a su tamaño (¿?)

-Te he avisado. –dijo mirándole con el morro de lado y el ceño fruncido, cruzándose los brazos al pecho.
avatar
Hiyori Sarugaki
Primer Año - Sakuranomori
Primer Año - Sakuranomori

MENSAJE : 10
Localización : Sigue mi rastro por las calles y darás conmigo...

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Tukusama Hidetoshi el Jue Abr 25, 2013 11:33 pm

-Ah... -fue lo único que pronunció al sentir el pequeño bulto de tenía entre sus manos. Aún no entendía como se había podido equivocar de cierta manera, bueno, si lo veía de cierto modo ahora entendía la silueta femenina que brindaba la contraria y tampoco le importaba mucho si hubiese llegado alguien nuevo, pero ¿Una chica en los pasillos de Dokusei? ¿Qué tan torpes tenían que ser los otros como para no darse cuenta? O más bien ¿Eran tan pocos cuidadosos como para dejar entrar a cualquiera...? Frunció con levedad el ceño, tenía muchas interrogantes en la cabeza y aquella situación no le ayudaba en lo absoluto.

Cuando la ahora evidente chica, le dijo pervertido no le agradó en lo absoluto, no era su jodida culpa después de todo que le estuviese agarrando algo. Estaba por quitar la mano sin mucho cuidado cuando sintió un puño chocar por completo en sus partes nobles- U-ugh.....! -abrió su ojo por completo haciendo un movimiento de reacción hacia atrás. Estaba tan desconcentrado que ni siquiera se percató que tenía descubierto su entrepierna, mucho menos pensaba que iba a recibir un golpe directo en sus nobles. Se contrajo rápidamente, sintiendo como si el aire se le cortase por un momento y las ganas de querer vomitar aparecieran en un revoltijo en su estómago.

-T-tú... maldita mona... -murmuró tratando de volver a respirar mientras aún tenía sus manos en defensa- Ni siquiera terminaste de contar...!! -exclamó mirando hacia los lados. Agradecía que nadie quedara por ese pasillo, al menos no como para llamar demasiado la atención. Juntó sus fuerzas para volver a acercarse tomando a la chica de su sudadera- Pff... no me hagas reír. Si vas a avisar, hazlo bien! -exclamó aún con el ceño fruncido, haciendo rechinar los dientes- Y no te salvarás sólo porque eres mujer, maldita chica malcriada... -Alzó una ceja a punto de darle un cabezazo pero fue interrumpido por el sonido de su celular. No hacía falta mirar la pantalla para saber de quién se trataba. Aagh... tener que tratar con mujeres no era de su gusto para nada, con suerte soportaba a su malcriada sobrina, menos iba a soportar a chicas de su edad.

-Oye tu, pecho plano... -mencionó guardando su teléfono en el bolsillo, ahora con menos dolor en su entrepierna- Deberías saber qué quieres las chicas de obsequio tonto. Dime la respuesta.



"Quienes se aferran a la vida mueren,
Quienes desafian a la muerte sobreviven."


avatar
Tukusama Hidetoshi
Segundo Año - Dokusei
Segundo Año - Dokusei

MENSAJE : 203
Localización : pff... Acaso te importa...?!

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Hiyori Sarugaki el Dom Mayo 05, 2013 9:31 am

A diferencia de lo que otra hubiera hecho, Hiyori se quedó mirando en el sitio como el grandullón aquel agonizaba por el puñetazo en sus huevos. Sí, ese punto nunca fallaba.
Se sentía satisfecha por dentro por lo que había logrado hacer a ese sujeto, deleitándose por un instante de haberlo hecho soltarla además de hacerle daño. Podía haberle dado un segundo golpe cuando se inclinó un poco por instinto ante el golpe en su entrepierna, pero no veía ningún motivo. Al menos no por ahora.

-No soy muy paciente que se diga –dijo con una media sonrisa picara ante la exclamación el chico cuando le espetó que si iba a avisar que lo hiciera bien, manteniéndose la rubia con los brazos cruzados sobre el pecho, postura que no duró demasiado por el tirón de su sudadera al agarrarle el contrario por la pechera de ésta, amenazando, gruñendo cual perro rabioso, viendo en esa mirada de un solo ojo que sus palabras eran ciertas, así como que estaba dispuesto a darla si era necesario, por lo que la chica se obligó a mantenerse seria, segura de sí misma aunque por dentro deseaba y esperaba que no pasara nada. Al menos nada que dejara marca o tendría que explicárselo a su hermano. Eso y que lo que dejaba marca solía doler.

-Puedo hacer de nuevo la cuenta atrás si quieres… -dijo a la vez que el contrario hablaba, quedándose en silencio un segundo ambos ante el politono del celular de aquel chico, quien se lo guardó sin mirar quien era el que lo llamaba. Hiyori siguió aquella mano con la que se guardaba el celular en el bolsillo con la mirada, mirándolo rápidamente y con el ceño fruncido por la forma en la que la llamó para que lo mirara, quedando al instante después con una cara inexpresiva y tras un par de segundos, echarse a reír descaradamente aun en las circunstancias en las que estaba; en un instituto lleno de futuros criminales, yakuzas y gente de oscuro expediente en su mayoría, y a eso debía sumársele el hecho de estar atrapada por uno de esos tipos. -¿En serio? –soltó burlona, mirándolo de arriba abajo y volver su mirada a su rostro. -¿Tú tienes novia? ¡Pff! Seguro que debe de ser ciega, eso o debe ser un “cardo” desesperado por salir con alguien –se burló del mayor, manteniédo enarcada una de sus cejas mientras hablaba, viendo la poca paciencia que tenia el parcheado aquel ante sus burlas.

-Vale, vale….Pero primero suéltame. No me dejas pensar si me tienes así agarrada, “parcheado” –le dijo, pues en verdad, el estudiante aquel del Dokusei la mantenía de puntillas y contra la pared al agarrarla de la pechera de la sudadera.

-Eeeh… -comenzó a pensar, llevándose una mano a la barbilla, virando el rostro a un lado. -¿Qué tal una revista de ropa? –sugirió sin mucha idea de que le gustaban a las chicas que les regalara su novio, su chico o como lo llamaran. Ella pasaba de esas tonterías, y como no paraba de ver y oír a las de su instituto mirar ropa en revistas y hablar de ésta, se le ocurrió eso. –Seguro que se entretiene para un buen rato con ella, no sé… Si no dale un peluche, unas flores o tonterías de esas, no me preguntes que de eso no sabré mas que tu –acabó diciendo, sugiriendo posibles regalos mejores que el primero mencionado.

off; siento haber tardado u.u, entre los post acumulados y los ejercicios de clase que cuentan para la nota continua no he dado palo al agua que se diga... Gomen!!!! >.<
avatar
Hiyori Sarugaki
Primer Año - Sakuranomori
Primer Año - Sakuranomori

MENSAJE : 10
Localización : Sigue mi rastro por las calles y darás conmigo...

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: Una intrusa peculiar (Priv. Toshi)

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.